Alrededor de 1670 clérigos y sacerdotes habrían abusado sexualmente de 3677 menores de edad en Alemania entre 1946 y 2014, así lo reveló un reporte del diario teutón Der spiegel, al difundir un estudio de tres universidades del país, encargado por la propia Conferencia Episcopal Alemana.

La institución religiosa afirmó, a través de su portavoz, conocer la magnitud de lo ocurrido: "Es deprimente y vergonzoso para nosotros", señaló en una nota.

El informe, que iba a publicarse el 25 de septiembre, salió a la luz el mismo día en el que el Papa convocara a obispos de todo el mundo para un debate sobre la protección de las víctimas.

El trabajo de investigación cubrió 38 000 archivos de 27 diócesis y determinó que más del 50 % de los afectados tenían menos de 13 años.

Uno de cada seis casos registrados fue violación y tres cuartas partes de los acosos tuvieron lugar en una iglesia o ya existía un vínculo pastoral con el perpetrador. En vario de ellos, las pruebas fueron destruidas o manipuladas.

Solo el 38% de los imputados pasaron por la justicia civil gracias a denuncias de los propios involucrados o sus familias.

En los últimos 10 años, varias entidades católicas del país se han visto salpicadas por el escándalo del abuso sexual infantil, incluida una escuela de élite jesuita en Berlín durante los años setenta y ochenta.