Una nueva denuncia de acoso contra el otrora presidente de Estados Unidos, George H. W. Bush (1989-1993), esta vez el hecho se remonta al 2003 e involucra tocamientos inapropiados a la entonces joven de 16 años por parte del mandatario de 79.

"Mi reacción inicial fue de absoluto terror. Estaba muy, muy confundida", indicó durante una entrevista con la revista Time, publicada el lunes, Roslyn Corrigan, la sexta de una lista de voces en contra de Bush.

Todo sucedió cuando Roslyn y su madre, Sari Young, posaban para una foto oficial al lado del gobernante, quien al parecer aprovechó la oportunidad para agarrar el trasero de la adolescente en esa época, durante un evento en la sede de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) en Texas, donde laboraba el padre de la menor.

De acuerdo con el reportaje, un total de 7 personas entre familiares y amigos corroboraron lo dicho por Corrigan quien les habría contado lo acaecido ese día.

Con este último alegato suman 6 las acusaciones por acoso sexual contra Bush padre desde que el 24 de octubre la actriz estadounidense Heather Lind señalara que le había tocado el trasero en dos oportunidades mientras le contaba una "broma obscena" durante la gira promocional de una serie en la que trabajó.

El portavoz del expresidente, Jim McGrath, manifestó en una nota que Bush de 93 años de edad "nunca, bajo ninguna circunstancia, causaría intencionalmente angustia a nadie", aunque hizo llegar las disculpas del exlíder republicano en caso su sentido del humor haya resultado ofensivo para Lind.