Celebración por la obtención del prototipo del primer panel de pared de flujo de calor mejorado del reactor termonuclear experimental internacional, conocido como el "sol artificial" más grande del mundo, tuvo lugar en la provincia de Guizhou el 22 de noviembre de 2022. Foto: Cortesía del Instituto de Física del Suroeste de la Corporación Nacional Nuclear de China

En cuanto a la fabricación de componentes centrales del "sol artificial" de próxima generación, el prototipo del primer panel de flujo de calor mejorado quedó terminado y con índices principales mejores que el diseño original y el cumplimiento de las condiciones para su fabricación en masa, lo que marca un avance en la investigación científica de esta tecnología clave.

También conocido como el "sol artificial" más grande del mundo, el reactor termonuclear experimental internacional para la exploración y el desarrollo de la energía de fusión nuclear es uno de los proyectos científicos más grandes y de mayor alcance del mundo, y el mayor de cooperación tecnológica en el que China participa al igual con la Unión Europea, India, Japón, Corea del Sur, Rusia y Estados Unidos.

China firmó un acuerdo sobre el lanzamiento del proyecto junto con las otras 6 partes en 2006 y ha asumido la responsabilidad de alrededor del 9 % de sus tareas.

En octubre, tuvo lugar un nuevo avance en la investigación del "sol artificial" en China, la corriente de plasma HL-2M superior a 1 millón de amperios, un nuevo récord para la operación de fusión nuclear controlable en el país.

El panel, capaz de soportar una temperatura de iones de plasma superficial del núcleo del reactor de hasta 150 millones C, unas 10 veces más que el Sol real, es el componente central más crítico del reactor que implica tecnología clave del reactor de fusión.

La tecnología dominada por China tomó la delantera en la aprobación de la certificación internacional.

La pieza pertenece al Instituto de Física del Sudoeste de la estatal Corporación Nuclear Nacional de China.

Después de que el centro produjera dicha tecnología en lotes, completaron la soldadura y el ensamblaje de los componentes superando problemas como altas temperaturas, cortes de energía y brotes de COVID-19 al cooperar con Tecnología Aeroespacial Xinli Guizhou, una firma especializada en fundición y forjado de metales en la ciudad de Zunyi, provincia de Guizhou, en el suroeste de China.

El equipo chino, que tomó la iniciativa en la fabricación del prototipo, logró una vez más un avance de ingeniería sustancial para la investigación y el desarrollo de componentes clave del sol artificial, lo que marca el cumplimiento solemne del país de su compromiso internacional.

Luo Delong, director del Centro Internacional de Ejecución del Programa de Energía de Fusión Nuclear de China dependiente del Ministerio de Ciencia y Tecnología, se refirió al logro y dijo que el equipo chino ha logrado avances notables tras años de trabajo arduo y fructífero en investigación y desarrollo.

A través del mismo, China ha dominado de forma independiente el principio del proceso y ha obtenido logros tecnológicos al tiempo que ha brindado "sabiduría china" y "planes chinos" con grandes aportes en el dominio independiente de adelantos clave, cumpliendo así compromisos internacionales y demostrando sus responsabilidades como potencia, destacó Luo.