El rey emérito Juan Carlos I regresó el jueves a España, tras pasar dos años en Abu Dabi, Emiratos Árabes Unidos, al aterrizar en Sanxenxo, localidad de la comunidad autónoma noroccidental española de Galicia.

El regreso de Juan Carlos I se produce, tras cerrarse todas las investigaciones judiciales que estaban abiertas contra él.

En este contexto, anunció en un comunicado que visitaría España de manera habitual, pero mantendría como lugar de residencia Abu Dabi, lugar en el que lleva viviendo desde agosto de 2020.

La investigación sobre la posible corrupción de Juan Carlos I se abandonó porque los presuntos delitos ocurrieron cuando era el monarca reinante y, por lo tanto, inmune a la persecución, o están fuera del plazo en que podría ser procesado, según informó la prensa local.

El rey emérito, quien tiene programado hospedarse hasta el 23 de este mes en la localidad gallega, fue recibido por su hija Elena y varias decenas de amigos y vecinos.