Un trabajador médico toma una muestra de un anciano para una prueba COVID-19 en Nanjing, provincia de Jiangsu, este de China, 21 de julio de 2021.

Las últimas investigaciones de un equipo chino podrían evitar a las personas la incomodidad de someterse a una prueba de garganta o nariz y también ahorrarles tiempo, gracias a un nuevo método que solo requiere botar aire en una bolsa durante 30 segundos, con solo de 5 a 10 minutos para el análisis.

Según el líder del grupo, Yao Maosheng, profesor de la Facultad de Ciencias Ambientales e Ingeniería de la Universidad de Beijing, la prueba es altamente precisa y puede distinguir entre portadores del virus de COVID-19, pacientes de otros males respiratorios y personas sanas.

El estudio analizó exhalaciones de 74 casos del primero, 30 de otras infecciones respiratorias y 87 individuos sanos. Existen 12 compuestos orgánicos volátiles transmitidos por la respiración, considerados como "huellas dactilares".

Se detectaron niveles más altos de propanol en los pacientes con COVID-19 y otros males respiratorios que en los sujetos sanos, mientras que la acetona era mucho menor en casos covid que en otras infecciones, explicó Yao.

A partir de los 12 compuestos orgánicos se creó un algoritmo y su verificación encontró que su precisión variaba del 91 al 100 %.

El procedimiento rápido y muy certero se muestra comparativamente mejor que la prueba rápida basada en antígenos. Yao dijo que la tecnología no requirió reactivos y tiene un límite de detección más bajo para los compuestos orgánicos.

Además es barato, con un costo de solo 10 yuanes ($ 1,5) frente al de la prueba de ácido nucleico de 80.

La prueba es capaz de dar con un infectado con una muestra de garganta negativa falsa. Los asintomáticos y presintomáticos podrían salir a la luz antes.

El estudio fue realizado por el laboratorio de simulación ambiental y control de contaminación de la Universidad de Beijing y el Centro de Control y Prevención de Enfermedades del distrito de Chaoyang en la ciudad capital.

Con el análisis de compuestos orgánicos volátiles puede que surjan falsos positivos pero no negativos, convirtiéndolo en un método complementario ideal de las pruebas de ácido nucleico.

Asimismo, puede utilizarse en varios escenarios, incluidos los Juegos Olímpicos de Invierno de Beijing, dijo Yao. Sin embargo, el experto apuntó que, como China, no tiene muchos casos, son necesarias más pruebas de datos y validaciones antes de su aplicación.