Más de seis millones de niños han dado positivo por COVID-19 en Estados Unidos desde el comienzo de la pandemia, informó el lunes la Academia Estadounidense de Pediatría (AAP, siglas en inglés).

Los casos de niños alcanzaron su punto máximo en septiembre en el país, dijo la academia, ya que más de 250.000 niños dieron positivo ese mes.

El regreso de los niños a las aulas y la relajación del requisito sobre el uso de mascarilla contribuyeron al repunte reciente, señaló Dennis Cunningham, pediatra y director médico del sistema de control y prevención de infecciones del Sistema de Salud Henry Ford.

"El año pasado, teníamos normas realmente estrictas para que la gente llevara mascarilla y por eso las escuelas pudieron permanecer abiertas sin brotes. Este año no hay ningún mandato", dijo.

De acuerdo con la AAP, 46 por ciento de los niños de entre 12 y 17 años están totalmente vacunados en el país, pero el número de vacunaciones disminuye cada semana.