Cementerio en medio de la pandemia, Reino Unido (Phil Noble / Reuters).

Hace un año nadie imaginó las repercusiones globales de la COVID-19. Hoy, las vacunas ofrecen un rayo de esperanza, pero el camino es largo y penoso. A continuación algunas fotos que reflejan el sufrimiento de esta crisis sanitaria.

Fila en coches para prueba de despistaje en un estacionamiento en Tel Aviv, Israel. (Ammar Awad / Reuters).

Coronas de flores en una zona para fallecidos por coronavirus en un cementerio de Salónica, Grecia. (Alexandros Avramidis / Reuters).

Morgue temporal en un antiguo hospital de la Real Fuerza Aérea británica, Epsom, Reino Unido. (Natalie Thomas / Reuters).

Trabajadores municipales con trajes de protección llevan el ataúd de una víctima de coronavirus en el cementerio Sregnseng Sawah de Yakarta, Indonesia. (Willy Kurniawan / Reuters).

El Sambódromo de Río de Janeiro. (Pilar Olivares / Reuters).

Fila en coches para prueba de despistaje en un estacionamiento en Milwaukee, Wisconsin, Estados Unidos. (Bing Guan / Reuters).

Entierro de un muerto por coronavirus en el cementerio Kilyos de Estambul, Turquía. (Mehmet Emin Caliskan / Reuters).

Tumbas en el cementerio de Xico de Valle de Chalco, México. (Carlos Jasso / Reuters).

Estación de esquí Passo Tonale, Italia, convertida en pueblo fantasma tras el confinamiento. (Matteo Berlenga / Reuters).