Peng Liyuan, esposa del presidente Xi Jinping, asiste a un evento el jueves en la Universidad de Comunicaciones de China en Beijing, previo del Día Mundial del Sida el domingo. Peng es embajadora de buena voluntad de la OMS para la tuberculosis y el VIH / sida.

Primer ministro Li Keqiang pide esfuerzos para prevenir y tratar enfermedades infecciosas

China tomará medidas integrales para controlar las transmisiones del VIH en un intento por mantener la prevalencia del sida en el país en un nivel bajo, señaló la Comisión Nacional de Salud el sábado, un día antes de conmemorarse el Día Mundial del Sida.

El organismo enumeró 6 objetivos principales que se espera alcanzar en los próximos 3 años, incluida la sensibilización sobre la prevención y el control del sida y la educación de las personas sobre cómo evitar o reducir el comportamiento sexual inseguro.

Las metas también incluyen detectar y tratar tantos casos de infección por VIH como sea posible, así como eliminar la transmisión de madre a hijo.

La comisión busca poner a disposición más condones en lugares públicos como hoteles, y que se dobleguen los esfuerzos para combatir los delitos que puedan conducir a la expansión del mal.

En los primeros 10 meses del año, se realizaron 230 millones de pruebas del virus en China y se reportaron 131 000 nuevos casos, indicó la institución.

La transmisión sexual fue su principal conductor, heterosexual en el orden del 73,7 % y homosexual entre hombres con el 23 %, reveló.

El país contaba con 958 000 personas con el VIH a fines de octubre, agregó.

Hubo 240 millones de pruebas llevadas a cabo en China el año pasado que arrojaron 149 000 nuevos casos, según el Centro para el Control y Prevención de Enfermedades de China.

Voluntarios pegan cintas rojas en una cartel que publicita un evento de concientización sobre el VIH / sida en el campus de la Universidad del Noroeste en Xian, provincia de Shaanxi, el domingo.

El primer ministro Li Keqiang pidió intensificar los esfuerzos para prevenir y tratar las principales enfermedades infecciosas como el sida.

En una disposición publicada el sábado, Li sostuvo que China ha alcanzado logros notables en cuanto a la prevención del sida, mientras enfrenta algunas situaciones nuevas que requieren atención.

Las agencias relevantes deben aprovechar la reforma del sistema de prevención y control de enfermedades como una oportunidad para continuar innovando en mecanismos y métodos, garantizar servicios de salud pública sólidos y enfocarse en áreas clave, grupos y vínculos, dijo.

Destacó que era necesario mejorar la efectividad de la educación y la intervención, fortalecer la supervisión y la alerta temprana, y dar mayor cabida al rol de las organizaciones sociales en la prevención del sida.

Con esfuerzos continuos, China ha logrado un progreso significativo en la prevención y control del VIH en los últimos años, con la transmisión vía transfusión de sangre eliminada, y por abuso de drogas y de madres a bebés contenidas, apuntó la comisión.

Zhou Yuhui, subdirector de la oficina de control de enfermedades de la Comisión Nacional de Salud, acotó que China aún encara muchos desafíos en este aspecto ya que la popularidad de aplicaciones de citas ha dado pie a un comportamiento sexual más inseguro, además una frecuente migración interna dificulta la intervención efectiva.

Aún más preocupante, dijo, es que aproximadamente una cuarta parte de los chinos que viven con el virus desconocen su estado, y gran parte de los infectados no recibe el diagnóstico hasta que su condición es avanzada.