La inteligencia artificial ayudó a encontrar a 7 víctimas del tráfico infantil, informó Noticias de Beijing.

En 2009, 10 años fueron víctimas de secuestros en la provincia de Sichuan al rondar los 3 años de edad. Por ese entonces, se sospechaba que podrían haber terminado en la provincia de Guangdong.

La tecnología de reconocimiento facial con ajustes de edad pudo establecer un vínculo entre las fotos de la época de un banco de datos y la posible apariencia de los pequeños 13 años después, con similitudes en una escala de 1-100 para reducir el campo de acción.

Los 7 menores fueron localizados tras 3 rondas de verificaciones cruzadas.

Jiang Xiaoling, del servicio policial de Sichuan, no pudo ocultar su emoción con el dispositivo, especialmente porque una familia solo contaba con una foto de su hijo.

La tecnología de inteligencia artificial también hizo lo propio con 5 niños desaparecidos de 17 casos sin resolver en Shenzhen.

Después de los éxitos en ambas jurisdicciones, muchas otras provincias chinas han solicitado el uso del adelanto con la esperanza de encontrar a niños perdidos.

Los resultados no son definitivos, destacó Meng Qingtian, subdirector de la oficina de trata de personas del Ministerio de Seguridad Pública de China, por ello aún se deben realizar exámenes de ADN para confirmar la identidad de las personas halladas.