Un hombre usa la aplicación de taxi en su teléfono inteligente en una carretera en la ciudad de Guangzhou, provincia de Guangdong, en el sur de China.

Didi Chuxing, el peso pesado del servicio de transporte a pedido en China, elabora nuevas reglas, que incluyen alentar a los pasajeros a ofrecer una tarifa razonable a los conductores que encontraron sus artículos perdidos como compensación por su tiempo y viaje, en un último intento por mejorar sus servicios de objetos extraviados.

De acuerdo con Beijing News, Didi publicó el martes el borrador de la normativa en su cuenta de Weibo, la red social china similar a Twitter, para solicitar sugerencias y opiniones del público hasta el 18 de junio, y dará a conocer su decisión dos semanas después.

La empresa formó un grupo especial en 2016 para satisfacer la creciente demanda de los pasajeros por encontrar artículos que perdieron en el taxi. La tasa promedio de recuperación aumentó de un 38% a un 68% en los últimos 3 años.

Sin embargo, no se pueden dar con muchos de ellos debido al gran flujo de clientes y al complejo entorno del uso compartido de automóviles. Además, la comunicación entre pasajeros y conductores tampoco ha ido bien por varias razones.

El proyecto deja en claro que quienes dejaron objetos debido a su propia negligencia deben tratar de reclamarlos ellos mismos. Si no pueden, se les alienta a fijar un horario y lugar conveniente con el conductor o compañero de viaje que ubicó sus bienes para organizar la devolución. Se sugiere asimismo una compensación razonable a los choferes por el tiempo usado para tal fin.

Según el reglamento, quienes estén en poder de los objetos deben contactar con su dueño inmediatamente después de encontrarlos y ayudar a regresarlos. Deberán notificar al servicio de atención al cliente de Didi si no pudieron dar con su propietario.

Si ambas partes no pueden acordar la devolución, el conductor debe enviarlo a una estación de policía dentro de las 48 horas posteriores al contacto con el pasajero.

El borrador también requiere que los conductores responsables de la pérdida o daño de un artículo paguen una compensación apropiada.

Así, los bienes por un valor de 2000 yuanes o más clasifican como de lujo y los pasajeros deben reportarlos a la policía una vez que hayan tomado nota de su extravío.

"Como la primera compañía en el país en establecer reglas sobre artículos perdidos, lo que está haciendo Didi puede ayudar a mejorar la estandarización de las operaciones del sector de transporte de pasajeros", afirmó Zhao Zhanling, investigador legal de la Universidad de Ciencias Políticas y Derecho de China.

La nueva regulación, de entrar en vigencia, será aplicable a los servicios de autos expresos, especiales y de lujo de Didi en los próximos meses.